Aún recuerdo el olor de la cocina de mi abuela, la seguridad de que al abrir la puerta de su horno habría algo buenísimo esperándonos, aún lo recuerdo, y espero no olvidarlo nunca

lunes, 5 de noviembre de 2012

Solomillo de cerdo con nata y champiñones

Hoy que tengo tiempo voy a aprovechar para contaros esta receta que además de ser muy socorrida está muy buena y es uno de mis platos favoritos para las fechas que vienen ahora.
Y es que en breve llega la Navidad, este año tengo muchas ganas y es que hemos planeado mi niña y yo, hacer galletitas decoradas para adornar el arbol y ella está como loca y yo más ilusionada que ella.
Las Navidades son una época de pleno rendimiento en la cocina y es que por una cosa o por otra siempre acabamos con la mesa llena de cubiertos ( y reconozco que me encanta )
Diré tambien que la receta la he heredado de mi marido que es además el que me guía cada vez que la hago, vamos que el experto en este plato es él, pero como el sábado la preparé yo para el almuerzo, os cuento como la hice.

Para mí además del sabor tiene un extra fundamental y es que se puede preparar con antelación y así puedes sentarte a comer con el resto de invitados y disfrutar tú tambien de la comida, si no, mientras todos charlar tú estás cocinando el plato principal y te pierdes todo el ambiente.
Bueno, no me enrrollo y os digo los ingredientes
Ingredientes para 4 personas:
  • 1 solomillo de cerdo
  • 1 cebolla mediana
  • Aceite de oliva
  • 1 lata champiñones laminados
  • 300ml de nata para cocinar
  • Sal y pimienta
Prepración:
Partimos la cebolla en tiras y doramos con un poco de aceite de oliva. Añadimos los champiñones y tras 3-4 minutos la carne salpimentada y cortada en rodajas finas.




La carne la haremos vuelta y vuelta, sin hacerla del todo y a fuego lento.


Por último añadimos la nata y dejamos moviendo hasta que hierva.
Se puede servir con patatas cortadas en gajos o rodajas finas con cebolla, no fritas sino semicocidas en la sarten con aceite de oliva
Ya véis, rápido y fácil para disfrutarlo en estos días que vienen.
Besitos y como no, cuidad a las abuelas porque sus fogones son sin duda el mejor calor al que podemos arrimarnos. Nos vemos.

3 comentarios:

  1. Una receta estupenda, estupenda, sí señora!!
    Un besete!!

    ResponderEliminar
  2. voy a probarla ahora mismo!! tiene buena pinta!!

    ResponderEliminar